“La casa de papel”: ´El Profesor’ revela el desenlace de la temporada 3

Detrás de su personaje de calculador, Álvaro Morte esconde una personalidad carismática y sencilla. El actor de 44 años, quien en la ficción de Netflix interpreta a ´El Profesor’, nos concede un tiempo en su apretada agenda para no solo hablarnos del papel que le dio popularidad internacional, sino también de sus sueños y metas.

Escribe Eff C*

Álvaro Morte, es un actor español que en el 2016, y a pesar de llevar más de 672 capítulos en su trayectoria con series españolas para Antena 3 y otras productoras, poseía un éxito mediano, ninguno de sus papeles había logrado el ‘despegue’ y a sus 41 años ya sentía que quizá ‘era demasiado tarde’. “Recuerdo que por esos tiempos mi pareja solía decirme ‘Cariño, creo que es hora de aceptar que quizá nunca llegue el ‘pelotazo’, pero no te desanimes seguirás haciendo secundarios estupendos y disfrutaremos de esto y del teatro. Esto de los pelotazos de convertirte en un tipo conocido a nivel español, ya se te pasó”. Álvaro no era una figura de prime time y mientras en los titulares internacionales sobresalían apellidos como Casas y Cruz, localmente Morte empezaba.

Años atrás, en el 2012 fundó la compañía teatral llamada 300 Pistolas junto a su mujer, tras quedarse casi dormidos mientras veían una obra de teatro clásico. ‘En ese entonces pensé ¿Por qué el teatro clásico ha de ser aburrido? ¿Por qué mucha gente resopla ante la sola idea de ir a ver El Caballero de Olmedo o la Dama Boba? ¿Por qué las obras siempre están montadas con ese peso, con ese encorsetamiento?’ Había algo que no nos cuadraba y nos pusimos manos a la obra: el objetivo era recuperar los clásicos de una forma innovadora pero honesta, auténtica, aunque sin artificios y llegando al espectador de una forma clara y directa, fresca y entretenida.

Pero… ¿Cómo llegó de director a ser el profesor en La Casa de Papel? “El casting para La Casa de Papel fue un proceso muy complicado que duró más de dos meses. A priori parecía que el personaje no calzaba conmigo. Tuve la suerte de que Eva Leira y Yolanda Serrano, que eran las directoras de casting, pensaran que podría defender este personaje y creyeron en mí casi desde el primer momento. Y eso que yo no encajaba en el perfil de guion del Profesor, que tenía unos 50 años”.

Después hice una prueba para el director, Jesús Colmenar, y el creador, Álex Pina. Les gustó lo que preparamos y decidieron jugársela con algo nuevo. Cuando nos planteamos el personaje del profesor quisimos que fuera alguien especial. Sobre el papel era alguien muy inteligente y metódico, pero quisimos añadirle capas. Estuvimos leyendo sobre personas que habían estado planificando atracos durante años. Ahí descubrimos detalles como el hecho de que este tipo de personas viven mucho tiempo en cuchitriles mientras esperan a dar el golpe. También era muy interesante que, vistos desde fuera, parecían personas normales, pero cuando ibas descubriendo capas veías que en realidad eran mucho más complejos.

Pero a pesar de lo complicado e interesante de su papel, tiempo después y tras solo 1 temporada dividida en dos partes, Antena 3 canceló la serie, por lo que Álvaro y todo el cast se encontraron nuevamente a la deriva, pero es precisamente ahí donde aceptó otro papel importante en ‘El Embarcadero’. No fue sino hasta el 2018 que Netflix desempolvaría la producción, brindándole la fama y reconocimiento que merecía desde el inicio. Lo que no se pudo calcular, fue que escapara de la fama europea y aterrizara causando una fiebre mundial. Jóvenes y adolescentes cantaban ‘Bella Ciao’, canción que incluso llegaría hasta programas realities al otro lado del continente.

¿Conocías la canción antes de la serie?

La conocía, pero no como para escucharla todos los días en la ducha. En el guion, figura que el abuelo de El Profesor luchó junto a los partisanos italianos contra los nazis. Me encanta esta imagen de mi personaje de niño y la conexión con su abuelo al contarle que el espíritu de la vida pasa por luchar contra los opresores. Ese himno contiene ese espíritu y sustenta toda la serie. Tenemos una canción similar en España, Ay, Carmela, pero no es tan internacional.

Es de los actores más amables y educados que se puede encontrar en la profesión, a pesar de su éxito internacional, Morte sigue con los pies en el suelo. “Efectivamente hay que disfrutar del camino, seguir trabajando con honestidad. Esta fama igual que viene se va. Soy consciente de que en muchos casos es efímero”. “Yo me quedo con que estoy teniendo muchas ofertas de trabajo. Me encantaría seguir trabajando haciendo personajes que nos den cosas, arriesgados, que supongan un salto al vacío, que te hagan crecer, que te saquen de tu zona de confort. La fama, como te digo, me lo toma con mucho humor, con sensatez y con los pies en el suelo y de no creerme absolutamente nada”, comenta el actor, quien confiesa que aceptó este papel sin saber si sería protagonista o secundario.

Ante la pregunta de si su personaje esconde más de lo que todos creemos, alza la voz y exclama de forma lenta y llena de suspenso: “¡Por su-pues-to!”. La oscuridad es la clave del personaje de lentes que siempre utiliza una fina ironía. Una persona a la que nadie asociaría a ningún plan criminal, que no se logra definir si es muy bueno o muy malo. “Al principio de la serie se mostraba en un rol más gris, pero según fueron pasando los capítulos descubrimos más sobre él. Es una caja de sorpresas que nunca deja de generar incertidumbre. Cuando voy a grabar me entero en el mismo momento de cosas que jamás imaginé sobre su vida o su manera de ser; por ejemplo, que hace tai chi”, afirma.

Álvaro tiene los pies en la tierra y sabe que el gran éxito del personaje de ‘El Profesor’ puede eclipsar las futuras producciones en las que participe. “Soy consciente de que la sombra de El Profesor es muy alargada. Estoy muy orgulloso y no tengo ningún problema, pero sí es verdad que esa sombra podría eclipsar a personajes venideros. Si permito que esa presión me invada se vendrá en contra mía, prefiero vivir el momento. Yo he estado muy abajo, así que no me puede vencer la presión”.

Foto: Roberto Garver

De otro lado, lo que muy pocos saben de Álvaro, es que, a la edad de 30 años, fue diagnosticado con un tumor cancerígeno en la pierna. “Al principio creía que me iba a morir, que me cortaban la pierna… Y no ha pasado nada. Pero en ese tiempo pensaba: si me muero dentro de tres meses, ¿puedo hacerlo tranquilo? ¿He respetado a la gente que me rodea y que me quiere? ¿He sido fiel a mis principios? Eso me ha llevado a disfrutar del momento y a que no haya nada que me quite el buen humor”. Ahora siendo padre de mellizos, ama su vida junto a su pareja. Es común verlo montando bicicleta, llevando a sus hijos a la escuela y pasando tiempo junto a su familia.

A puertas de una tercera parte y teniendo un final tan preciso la pregunta de si era realmente necesaria una nueva entrega surge en la conversación. “Yo me he hecho la misma pregunta: si cerramos tan bien la segunda temporada, ¿por qué reabrir para una nueva? Álex es el verdadero Profesor, el cerebro de todo esto. Tiene una imaginación maravillosa. Así que he de confiar en este tipo”.

Por otro lado, me gustaría que El Profesor estuviera teniendo una vida modesta en Filipinas. Él puso en marcha este robo, pero no para forrarse, sino con un ánimo vengativo revolucionario contra el sistema. Así que en cierto modo es un robo filosófico. De ahí que no me lo imagine en una gran mansión en la costa, sino en una pequeña cabaña junto al mar, con sandalias de pescador, jugando con niños locales y enseñándoles historia.

*Periodista

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Podrás seguirnos por medio de nuestras redes sociales y estar al día con nuestras actividades.

SÍGUENOS

CONTACTANOS EN:
Calle Carlos Ferreyros Nº 960, Of. 301 - San Isidro
Teléfono: 386 7850
Email: revista@cocktail.pe