La nueva faceta de Jesús Alzamora

Jesús Alzamora Llosa es de esas personas al que a todo el mundo le cae bien –o por lo menos- a la mayoría. Entusiasta, empático y emprendedor. Lo conocemos como actor, escritor y mago, pero es en su faceta como animador de televisión donde ha calado en los corazones del público, acorde con el nombre que lleva.

Escribe: Omar Amorós* / Fotos: Carlos Quiliano

Este 2019 para Jesús significa un año de renovación de energías importantes porque el año pasado fue uno muy difícil, se quedó sin voz, lo tuvieron que operar de las cuerdas vocales. Viéndolo en retrospectiva fue muy fuerte verse sin una de sus herramientas de trabajo, se sentía desvalido, tanto así que se sumió en una depresión por no poder trabajar, comunicarse bien, pero sobre todo por no poder hablar con su hijo. Todo eso ya pasó, ya se encuentra bien y con ganas de comerse el mundo. Estar en ese estado también le sirvió para darse cuenta quienes son amigos y quienes no tanto y le enseñó cómo la televisión puede ser tan ingrata después de haberte puesto en un pedestal para tanta gente. Todo eso le sirvió para empezar a tener su propio quiosco, como nos dice, “tú mismo debes ser la persona que gestiones tus proyectos y no estar dependiendo del resto”.

Ahora, tiene una mentalidad más emprendedora del negocio a través de la comunicación y eso le permite estar mucho más tranquilo. Así nació “La Banca” un espacio de entrevistas a personajes de la cultura, el arte, el entretenimiento y el deporte en su canal de YouTube que ya cumplió un año y ha conseguido más de 4 millones de vistas (y sigue en aumento). Todo un éxito (y gracias al auspicio de Inversiones Inmobiliarias). Antes de iniciar “La Banca”, Jesús veía con cierto recelo al clásico youtuber que agarra su celular y cuenta su vida, eso no le parecía interesante. No es que tenga algo en contra de las personas que lo hacen, pero particularmente a él no le generaba nada. “Siempre quise ser entrevistador, pensé que en la televisión (tv) me iban a dar algún día la oportunidad, pero me di cuenta que nunca iba a llegar ese momento ya que siempre me decían que el entrevistador debe tener más peso, no sé si se referían a los kilos, a la edad o qué. Yo sentía que estaba preparado”.

Para él la tv no busca construir -carreras como antes-, ahora lo que busca es un rol, ese era su caso. Era el conductor ligero, simpático, que no necesitaba que opine demasiado. Que sonría, que joda y se deje joder. “Estuvo bien todo ese tiempo, me encantó el proceso, pero ya sentí un momento en que había llegado a un tope en el cual yo quería hacer y decir otras cosas; y la tv tiene ciertos estándares a nivel rating y comercial que debe seguir. Debo decir también que existe una dedocracia que por más méritos que tengas, si no les gustas no toman la decisión y no vas a estar. Y a mí eso de estar haciendo lobby y sobándole la espalda al directivo me llega”. Jesús es sincero al contarnos que le sorprendió la forma cómo salió de Latina, le terminan rescindiendo su contrato por teléfono el día que lo operaban. En ese momento se percató que en verdad a ellos no les importaba y que solo era un rol, también se dio cuenta –y es un problema que tiene- que confía mucho en las personas y las convierte rápidamente en sus amigas y no todos lo son en verdad.

Todos esos cambios de pensar no solo se dieron por situaciones laborales, sino también personales. En los últimos 2 años Jesús también se casó por civil y religioso y tuvo un hijo, formó una familia y con ella su forma de ver la vida también varió. “Cuando miras a los costados ya nos estamos ligeros de equipaje, y por lo contrario que pensaría mucha gente de tener un sueldo fijo para mantenerlos, para mí tener a la familia cerca, es esa fuerza que me contiene, fue una motivación para darme cuenta que no necesito ese tipo de tv, me dije haz la tuya y todo va a ir bien”. La persona que más cerca estuvo cuando estuvo mal de salud fue su esposa, María Paz Gonzales Vigil, eso le dio un gran energía para afrontar lo que vino después, y gracias a Dios todo mejoró

Por estas fechas lo vemos en pantallas en un nuevo programa por Panamericana Televisión: “La Gran Idea”, un proyecto que le ofrecieron a finales del año pasado. Cuando se lo ofrecieron, lo primero que le dijeron es que no les interesaba el rating. Es un programa concurso en el cual los dos bandos competidores provenientes de diversas instituciones educativas tienen que lograr que un jurado calificador elija porque su proyecto (invento) puede ser viable de desarrollarse para el bien de la comunidad, recibiendo el ganador gracias al auspiciador del programa una serie de terrenos (propiedades). A Jesús le encantó la idea, la dinámica y sobre todo el enfoque social que se imparte. Está contento con lo que hace y se le nota.

Pocos saben que estudió derecho y algunos otros que ha publicado ya 3 libros: “Carne de presidio” (2009),  “Pelota de recreo” (2012) y “Diario de un mago” (2014). El escribir (y leer) resultó para Jesús una válvula de escapa de lo que significó el derecho, el cual no le gustaba. Es así que descubrió la obra del escritor estadounidense Charles Bukowski, la cual lo animó a aventurarse a escribir estando todavía en la universidad donde se presentó a unos juegos florales y ganó, eso lo alentó a seguir escribiendo y se hace de una serie de cuentos, con los cuales se atreve a presentarlos a una editorial, entre ellos había uno de boxeo. El editor le dijo que ese estaba increíble y que el resto no servía, que regresara con el cuento convertido en novela. “Yo no sabía cómo escribir una novela, solo le aumenté la historia, le cambié detalles y salió muy bueno. Además para mi buena suerte Kina Malpartida ganó el campeonato internacional de boxeo y mi libro llegó en el momento correcto”, así nació “Carne de presidio”. Le siguió “Pelota de recreo” la recopilación de esos cuentos que quedaron (mejor escritos) y después “Diario de un mago” su consolidación en la narrativa que le gustó mucho escribir.

Su faceta de mago no ha desaparecido, siempre la pone en práctica para shows corporativos, de empresas, conferencias y charlas. Siempre ha pensado en hacer un espectáculo en teatro, pero no tiene tiempo en escribirlo porque está priorizando proyectos que en este momento lo llenan. “A la magia le he dedicado mucho tiempo sobre todo antes de ser conocido. Antes era enteramente mago, pero ahora me gusta mucho esta faceta de comunicador y productor”.

Aparte de “La Banca” y “La Gran Idea” también lo hemos visto en esta temporada en “Los Vílchez”, a mediados de abril lo vamos a tener en Movistar Deportes con el programa 100% fanáticos, otro sueño hecho realidad porque siempre ha estado ligado a los deportes y de vuelta en el teatro como parte del elenco de “Juergues”, obra escrita y dirigida por Roberto Ángeles y producida por el propio Alzamora en el renovado teatro Julieta de Miraflores, donde actúan con un gran grupo de jóvenes talentos: José Dammert, Alonso Cano, Ítalo Maldonado y José Diez Canseco.

¿Cómo Jesús ve su futuro? Con otro hijo, le gustaría tener una parejita y consolidado como él quiere, a nivel comunicador y entrevistador. ¡Estamos seguros que lo hará!

*Editor de Cocktail

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Podrás seguirnos por medio de nuestras redes sociales y estar al día con nuestras actividades.

SÍGUENOS

CONTACTANOS EN:
Calle Carlos Ferreyros Nº 960, Of. 301 - San Isidro
Teléfono: 386 7850
Email: revista@cocktail.pe